Lo que Inside Out nos enseña a los “Facebukianos”.

0
1409

Este fin de semana hemos visto Inside Out (Del revés) de Pixar y Walt Disney. Un mini-salto gominolas en mano (aunque sin palomitas) nos acompañaron en este peliculón animado lleno de Emociones. Pocas veces una película se me ha hecho tan corta de disfrutar con ella, pese a tener una duración de 90 minutos.

Lo que creo que Inside Out nos enseña es a no tener que depender de la Alegría. No todo lo que hacemos tiene que sentirse como felicidad. Es imposible vivir sin Miedo, sin Disgusto (aquí en España, Asco), sin Ira, sin Tristeza, sin Amor, sin Pena, sin Añoranza, etc… Todas las emociones forman nuestra conducta, más con aprendizaje. No somos máquinas, somos personas con muchos más sentimientos de los que parece / mostramos. Incluso l@s que hacemos pesas.

[Prefiero no contar nada sobre la película pues es tan bonito ir viendo como aborda en temas como la memoria, recuerdos que pueden “cambiar” de emoción, de dejar lo que no entendemos en el abstracto…  Debe ser tan difícil explicar como funcionamos a nivel mental-emocional y hacer que parezca tan fácil dándole vida a estos personajes. El resto os lo dejo para vosotros.]

Si nuestros bisabuelos pudieran ver por una ventanita todo lo que subimos a Facebook se alegrarían por nosotros de ver tanta celebración. Celebramos un gol, un plato de paella, un curl de bíceps, una camiseta de los Minions, un mojito y hasta un arañazo. No hay cosa que no compartamos por las Redes como si la protagonista — casi protagonista de esta película, Alegría en persona, estuviese publicando constantemente ideas, recetas y visitas a la playa.

Creo que España no está pasando un buen momento económico ni moral como para desparramar tanta alegría por las Redes, pero es lo que nos mueve en masa y no podemos ser menos felices que nuestros Amigos de Facebook.

Todo el mundo estamos tan felices. No tenemos problemas. Hasta que Cerramos sesión…